A+ A A-
A+ A A-

¡Por una verde esperanza!

Escrito por: Wilson Díaz

Gime la cigua palmera
el ruiseñor y la garza
si hasta en la Franja de Gaza
se recalienta la esfera.
Gimen los bosques del campo
gimen los ríos sin cauce
pues muchos lobos rapaces
nos envenenan su canto.

Miro a la lluvia ocultarse
y hasta reírse de mí
pretende caer aquí,
mas opta por retirarse.
Sin árboles que la pretendan
sin frutos para regar
se irá a llorar a la mar
hasta que todos entiendan.

Que no podemos vivir
deforestando la vida
que hay que darle cabida
a reforestar y a seguir.
Por esos niños que crecen
por esas aves que cantan
por la salud de una patria
que muy poquitos merecen.

Por ti campesino errante
que vives de su bondad
protégela con dignidad
y no la enfrentes desafiante.
Del cruel sinfín que la asecha
y que mata con desdén
a quien por siempre será el sostén
de vuestros frutos y tus cosechas.

Paremos ya la inconsciencia
de aniquilar nuestro suelo
de condenar a este pueblo
a maldecir sus existencia.
Levantemos todos esta gesta
llenos de amor y templanza
cuidemos nuestra floresta
¡por una verde esperanza!