A+ A A-
A+ A A-

La décima parte

Escrito por: Wilson Díaz

La esperanza de la gente

desde los tiempos del Guapo

llegó vestida de sapo

y saltó del nuevo puente.

Aumentaron detergentes

Vegetales y combustibles,

Junto a otros comestibles

de la canasta familiar,

y se piensan repostular

¡pero el pueblo es invencible!

 

Aquello del «rostro humano»

nos cogió como mampara

y nos dio entre la cara

por votar, ya no me afano.

Desde tiempos del tirano

vamos de mal en peor,

y disque estamos mejor

dicen algunos sujetos,

¿aumentando los impuestos

la medicina y el gasoil?

 

Con la ley de hidrocarburos

nos están sangrando el alma

colgaremos de una palma

si no nos sacan de apuros.

Y seguimos a lo oscuro

apagón, calor y fuete,

nos tratan como a soquetes

sin derecho al pataleo,

corrupción y desempleo

¡nos acosan como peste!

 

El congreso se mantiene

violando la constitución

cada vez que hay reelección

porque eso sí les conviene.

En tanto el pobre no tiene

quién haga de chapulín,

y venga a ponerle fin

a tanta desesperanza,

están vacías las panzas

¡puede soltarse un rechín!