A+ A A-
A+ A A-

Un Fuáquiti de tbt’s

Escrito por: Wilson Díaz

Cuando Dios  dijo: “Hágase la cama”, ya hacía tiempo que el Cieguito de Nagua se estaba levantando.

Cuando Dios dijo: “Hágase la bicicleta”, ya hacía añales que Milagros Germán daba pedales.

Cuando Dios dijo: “Hágase la albañilería”, ya era viejo que Cuqui Córdoba tenía ideales concretos.

Cuando Dios dijo: “Hágase el dólar”, ya hacía ratos que Ramón Leonardo tocaba la prima.

Cuando Dios dijo: “Hágase el alcohol”, ya hacía siglos que Freddy bebía Ginebra y Daniela Romo.

Cuando Dios dijo: “Hágase la letra”, ya era noticia vieja que Mario Emilio Pérez publicaba sus libros.

Cuando Dios dijo: “Hágase la nevera”, hacía añales que estaba Marina, Frías.

Cuando Dios dijo: “Hágase la salsa”, ya hacía tiempo que Eugenio Pérez era un ‘catchú’.

Cuando Dios dijo: “Hágase el alimento”, hacía siglos que Eugenia Rojo se la comía en la TV.

Cuando Dios dijo: “Hágase la tierra”, ya hacía tiempo que la reputación del CEA estaba en el suelo.

Cuando Dios dijo: “Hágase el café”, ya Johnny Ventura venía de colar par de sobres.

Cuando Dios dijo: “Hágase el agua”, ya Joseíto Mateo se estaba dando una ducha.

Cuando Dios dijo: “Hágase la lotería”, ya hacía ratos que el locutor Carlos Cepeda Suriel venía de anunciar los números.

Cuando Dios dijo: “Hágase la música”, ya hacía añales que Ramón Orlando venía de hacer par de arreglos.

Cuando Dios dijo: “Hágase la lucha libre”, ya Jack Veneno era famoso en todo el país y en la bolita del mundo.

Cuando el diablo dijo: “Hágase la corrupción”, hacía añales que los políticos dominicanos venían de sobrevaluar el Paraíso.